Bienvenido a la Hermandad del Valle
    Búsqueda


    Menú
· Inicio
· Presentación
· Estatutos
· Conversaciones
  en el Valle

· Convocatorias
· Recomendar
· Contacto
    Publicaciones
· Altar Mayor
· El Risco de la Nava
· El Brocal
El Risco de la Nava: El Risco de la Nava Nº 443
Viernes, 09 enero a las 19:37:58

El Risco de la Nava

GACETA SEMANAL DE LA HERMANDAD DEL VALLE DE LOS CAÍDOS
Nº 443 –  30 de diciembre de 2008

SUMARIO



EL BELEN DE LA PAJIN
Emilio Adán García

La señorita Pajín, flamante secretaria de organización del Partido Socialista Obrero Español, tiene un belén. Además, tiene veleidades literarias y, a través del periódico El Mundo, ha lanzado «orbi et orbe», su mensaje navideño, bajo el cabalístico título de «Detalles con ritual». Espero que su compadre, el Fiscal General del Estado, sujete las bridas de sus aguerridos colaboradores, para que no se lancen en tropel sobre la atrevida y heterodoxa damisela.

El preámbulo del «pajinazo», es un ejemplo de coherencia y de sintaxis: «por estas fechas comienza ese ritual tan especial para aquellos a los que les gusta la Navidad y lo que conlleva». ¿Le gustan o no le gustan a la emergente secretaria de organización las fiestas navideñas? Parece ser que no, ya que se refiere en tercera persona a aquellos a los que les gustan. Tampoco deja muy claro si le gusta o no «el consumo obligado y excesivo ya que le recuerda su infancia…».

Lo que no cabe la menor duda que le gusta es la decoración, y que ha pasado media vida decorando sus casas, con la valiosa colaboración de su hermanita.

A partir de aquí, los gustos y las aficiones de la secretaria de organización ceden el paso a su irrefrenable vocación de servicio a la política zapateril.

Se preocupa, cómo no, de la crisis económica: «hay que repensar la decoración de Navidad de las grandes ciudades… Tiene que ser más eficiente». ¿Qué es una decoración eficiente?: «consiste en reutilizar la decoración de calles y plazas… logrando así un importante ahorro energético, tal como hacemos la mayoría de las familias». O sea, que si reutilizamos una bombilla y no la cambiamos cada vez que la encendemos y la apagamos, estaremos ahorrando energía y contribuyendo así a superar los problemas económicos que nos agobian.
También se preocupa de reprimir las ansias consumistas de la ciudadanía, aconsejándonos reducir los dispendios navideños. Se puede regalar «algún detalle» a ser posible un «producto del comercio justo». Así, además de combatir la crisis y «detenernos un momento en pensar en la gente», estaremos esparciendo las nuevas doctrinas socialdemócratas.

Por último, la gran revelación: además de una estatuita del olentzero euskaldun, tiene un belén que le regalaron en Perú, en uno de sus frecuentes viajes. Ello es prueba evidente de la «diversidad cultural del mundo» y de la alianza de civilizaciones.

Pues no, Srta. Pajín. El hecho de que en Perú se construyan y veneren los belenes, lo que prueba es la universalidad de la civilización cristiana y que unos españoles pasaron por allí hace cuatrocientos años, difundiendo nuestra fe y nuestra cultura. Para ser fiel a sus doctrinas multiculturales tendría que acompañar a su precioso belén una imagen de Buda, un ejemplar del Corán, la estrella de David, la diosa Kali y alguno de los ídolos ante los que los antiguos mayas, incas y aztecas arrancaban el corazón y devoraban a sus prisioneros.

Los fastos navideños son algo mas que «detalles con ritual». En Navidad, en cada Navidad, alborea sobre el corazón de los hombres el mensaje de paz, de amor y de esperanza que Dios quiso enviarnos cuando, en un humilde establo, una mujer, cumpliendo con el más sublime de sus atributos, dio a luz al Salvador del mundo.



APUNTACIONES SOBRE LAS NUEVAS FORMAS DE PROTESTAS MASIVAS
Antonio Castro Villacañas

 
Durante este mes de diciembre hemos asistido, gracias a Dios desde la lejanía, a un curioso fenómeno: una turba muy bien organizada ha venido protagonizando en Atenas casi cotidianas protestas masivas en contra del gobierno griego. Una de esas protestas, creo recordar que no era la primera, produjo la muerte de un manifestante, un muchacho joven, a causa de la represión policial. Como es natural, desde entonces las protestas se han incrementado en intensidad y número de asistentes. Para expresar su apoyo a los atenienses, otros jóvenes rebeldes se han manifestado en diversas partes de Europa y América. El gobierno griego, que ya venía dando señales de inconsistencia, se encuentra ahora a merced de lo que suceda en las calles.

Cualquier observador de la situación política mundial puede dar cuenta de que existe una creciente tendencia a que las muchedumbres fuercen cambios políticos mediante el bloqueo de calles, carreteras, ferrocarriles o líneas aéreas. Hace poco más de un mes cayó el gobierno de Tailandia porque durante diez días las masas organizadas bloquearon los dos mejores aeropuertos del país. Evo Morales, hace ya algo más de tiempo, llegó a la presidencia de Bolivia ayudado por el bloqueo de calles y carreteras. José Estrada perdió la presidencia de Filipinas empujado por igual evento. El 2006 López Obrador perdió las elecciones presidenciales en México, y para no darse del todo por vencido organizó el bloqueo de importantes arterias de la capital mexicana durante varios días. Hay más ejemplos: casi todos los días leemos, oímos y vemos que los piqueteros argentinos y brasileños atascan avenidas urbanas y/o carreteras rurales para intervenir de modo efectivo en la política de su país; grupos de indígenas perturban a diario el tráfico en Ecuador y Perú; monjes budistas saltan a la calle en Tibet o la India...

Está claro que los motines populares no son invención moderna. No tiene nada de nuevo que un pueblo o una parte considerable del mismo salga a la calle para protestar contra esto o aquello, aquél o éste, a ver si así lo consolida o derriba, produce un cambio o apuntala lo que amenaza caída. La historia de España, lo mismo la global que la parcial, está llena de actos semejantes: el motín de Esquilache, els segadors, el motín de la trucha, son los que primero saltan a la memoria. Lo que tan clásico fenómeno tiene de novedoso es el procedimiento con que se convocan, organizan y coordinan las actuales manifestaciones callejeras, y el cómo se mueven los grupos que participan en ellas. Debemos resaltar el importante papel que en todo eso juegan dos instrumentos absolutamente contemporáneos, totalmente de nuestros días: el ordenador y el telefonillo (que es como a mí me gusta llamar lo que otros dicen es móvil cuando resulta evidente que en todo caso es algo movible) son el nuevo silbato, el actual cornetín de órdenes, a la hora de organizar y mover muchedumbres populares.

Muchos miles de personas, la mayor parte sin tener clara militancia política, la mayoría con algún reproche o queja que exponer ante su gobierno, reciben casi a diario mensajes políticos en las pantallas de su «Emilio», «[email protected]» o telefonillo. Algunas veces tales mensajes son muy concretos: «Te esperamos el domingo a las 10 de la mañana en la plaza tal. Ven con camiseta blanca y manos pintadas de blanco», fue la incitación que movió a decenas de miles de jóvenes venezolanos a expresar por ese medio su repulsa al gobierno de Hugo Chávez... Una vez concentrados y agrupados, otros mensajes coordinaron sus movimientos y actitudes a lo largo del tiempo que recorrieron calles y se situaron en los puntos de mayor relieve político de Caracas. Nuevos actores, distintos de los tradicionalmente presentados en los periódicos, las radios y las televisiones, utilizando códigos y reglas diferentes de las usadas por los viejos partidos y los no menos viejos sindicatos, surgen en esta clase de manifestaciones, turbas y tumultos.

Los telefonillos y el ordenador hacen que estas muchedumbres no estén compuestas por gentes confusas y desordenadas. Se reúnen y actúan con alto grado de organización y bien definidos propósitos. Van a más. Ojalá que todo sea para bien. Que el bloqueo de calles, carreteras o aeropuertos tenga buenos propósitos y mejores fines. Que no degeneren en situaciones como las de Atenas, Tailandia o Bolivia.
Así lo deseo de todo corazón, junto a una feliz Pascua de Navidad y Reyes y un buen año 2009 para todos mis lectores.



INOCENTES
Miguel Ángel Loma



El sentido de la festividad navideña del 28 de diciembre, al menos en España, resulta difícil de comprender. El recuerdo de un terrible infanticidio ordenado por Herodes ante la noticia del nacimiento de Jesús, lo hemos transformado en una celebración de jolgorios, petardos y risas. Por una extraña derivación del concepto de inocente, la sombra de aquel exterminio de pobres niños sirve para justificar hoy toda clase de bromas, que calificamos como inocentadas y que en cualquier otro día del calendario no nos atreveríamos a gastar. La memoria de un suceso cruel la hemos transformado en una jornada de burlas. ¿Festejamos que Herodes quedó muy atrás, perdido en la nómina de canallas universales? ¿Festejamos que ya no hay reyes inhumanos que dictan decretos de exterminio para los hijos de Raquel o de María?

Cabalgando sobre un mar de leyes injustas, inhibiciones y mentiras, Herodes ha regresado de la historia y se ha instalado de nuevo entre nosotros. Revestido de una bata blanca que prostituye por dinero, ha impuesto su lucrativo reinado en asépticas estancias denominadas clínicas, donde ni siquiera necesita enviar a sus matarifes en busca de sus víctimas: le basta con esperarlas pacientemente... Ha cambiado su cetro por sofisticados aparatos de muerte con los que recibe a mujeres de mirada nerviosa y triste, dejándoles una huella imborrable de vacío y soledad que muchas nunca lograrán superar; pero esta parte del drama ni siquiera se menciona. Macabra inocentada ésta del genocidio de cientos de miles de seres humanos, los más inocentes entre los inocentes, a los que se les impide nacer en nombre de solemnes invocaciones de libertades y derechos, como un nuevo avance en el progreso de la humanidad.



FELIZ AÑO 2009, DICHO SEA SIN IRONÍA
Pablo Molina

A despecho de lo que puedan pensar algunos teólogos, expertos en Sagradas Escrituras y estudiosos del Libro del Apocalipsis, Zapatero no es el Anticristo; porque, oiga, hasta para interpretar a ese personaje se exige cierto nivel.

El demonio es malo, pero no ingenuo. Sin embargo, pocos dirigentes políticos han hecho tanto por desarraigar a un pueblo de sus sagradas tradiciones como ZP. En la Parusía, relata el Libro, se nos darán a ver grandes prodigios, pero aunque el hecho de que alguien como Zapatero se convierta en presidente del gobierno de un país civilizado no deja de tener un matiz ciertamente asombroso, mucho me temo que su ascenso al poder tiene poco de preternatural.

Sea como fuere, lo cierto es que Zapatero se ha propuesto acabar con la Navidad y, como el tipo suele acertar en todo lo que se refiera a joder a los ciudadanos, probablemente alcanzará el éxito también en esta empresa. Por ejemplo, los organismos públicos y las facultades de humanidades te mandan un christmas laico, fruto de la mente alocada y sin sentido del ridículo del director general o jefe de departamento de turno, en lugar de un espléndido retablo de la Natividad o la Epifanía restaurado con fondos de la casa, como hace El Corte Inglés. El asunto es una bufonada que sólo deja en mal lugar a quien la protagoniza, porque si les repatea la tradición cristiana de celebrar el nacimiento de Jesucristo, que se ahorren el tarjetón navideño y destinen el dinero a la ONG del cuñado gandul, que seguramente le dará un mejor uso que el que los destinatarios damos a semejantes patochadas.

Pero es que este año en concreto las costumbres navideñas han sufrido un menoscabo del que probablemente no se recuperará la festividad hasta que Zapatero se vaya de La Moncloa, allá por el 2024. ¿Desea usted una Feliz Navidad a sus conocidos cuando se cruza con ellos por la calle? Con la que está cayendo, claro que no. O probablemente sí, si es usted de los valerosos. Pero con la parte del «y un próspero Año Nuevo» hay pocos que se atrevan. Y los que lo hacen incluyen una sonrisa irónica, no sea que el otro interprete que te estás riendo de su desgracia y se monte el belén, nunca mejor dicho.

En el año 2009 probablemente nuestro equipo gane la liga, la niña se eche un novio responsable o el vecino plasta se cambie a otro piso (más barato), pero prosperidad, lo que se dice prosperidad, no parece que vayamos a tener mucha. Nos ocurrirá como a aquel famoso obispo al que los fieles pidieron permiso para sacar a la patrona de la ciudad en rogativa para que lloviera: les autorizó la procesión, pero no sin antes asomarse a la ventana y advertirles de que no veía el tiempo precisamente de lluvia.

En estos días deseamos a los conocidos simplemente que el 2009 no sea peor que el 2008, un detalle de optimismo que ríase usted del propio Zapatero cuando habla de los logros venideros a conseguir por Moratinos, Aído, Solbes, Sebastián, Maleni y el resto del consejo de ministros. Porque lo cierto es que la crisis económica de 2008 va a ser una tontería comparada con lo que nos espera en 2009, en el que, por cierto, tampoco comenzará la recuperación, a tenor de lo que dicen los expertos.

Pero cómo no nos va a fastidiar Zapatero las Navidades a los ciudadanos normales y corrientes, cuando ha conseguido amargarle estas fechas hasta al propio Iñaki Gabilondo, el único español al que todavía no había tomado el pelo, o eso pensaba el famoso locutor. El propio Iñaki no tuvo más remedio que denunciarlo esta semana en su informativo, dolido porque Zapatero le asegurase que nunca supo nada de los vuelos de la CIA por el espacio aéreo español con destino a Guantánamo, y que, de haberlo sabido, jamás los hubiera autorizado, cuando al día siguiente la cadena de los terroristas suicidas (qué tiempos, Iñaki) demostró con todo lujo de detalles que los aviones de la agencia estadounidense pasaban por aquí como Juan por sus viñas, con la debida autorización del propio ZP ya al año siguiente de haber ganado éste las elecciones. Después le llamaron de La Moncloa y Gabilondo, en atención a estas fechas y a su condición benévola, matizó un poco su crítica, pero se le notaba dolido por la ingratitud del presidente.

Cuando Zapatero pasa la tutoría mensual con Gabilondo y le suelta la habitual retahíla de mentiras, no hay un solo español que crea que lo que le está contando es cierto. Iñaki sí, porque es buena persona y porque, además, Zapatero es progresista, condición que inmediatamente justifica cualquier desmán, porque siempre será por una buena causa, como impedir que la derecha llegue al gobierno de España.

Las tradiciones se pierden, hasta las más sagradas, como la de que los presidentes socialistas veneren al grupo Prisa en las personas de sus periodistas más insignes. O sea, un desastre. Por eso conviene que los que somos un poquitín menos progresistas que la media nacional nos aferremos a las viejas usanzas y mantengamos vivos los ritos civiles del santoral cristiano, especialmente en lo que respecta a la Navidad. En otras palabras, protagonicemos estos días nuestra particular salida del armario. Así pues, les deseo a todos ustedes, queridos lectores, un feliz y próspero Año Nuevo. Sin coña, ¿eh?

 

LOS EE.UU DE OBAMA DENUNCIAN LA VULNERACIÓN DE DERECHOS HUMANOS QUE ESCONDE ZAPATERO
MinutoDigital.com


El informe anual sobre Derechos Humanos del Departamento de Estado de los Estados Unidos ha denunciado el despido de la periodista y colaboradora de Catalunya Ràdio, Cristina Peri Rossi, por hablar en castellano, producida en septiembre de 2007.

El documento señala textualmente en el apartado sobre discriminaciones «nacionales/raciales/minorías étnicas»: «En octubre [de 2007] unos 5.000 escritores, políticos, periodistas, editores, académicos, actores y directores firmaron un manifiesto criticando el despido de Cristina Peri, una escritora/periodista de Catalunya Ràdio que denunció haber sido despedida por hablar en castellano en vez de en catalán».
El informe, publicado en marzo de 2008, ha recobrado actualidad después de que, el pasado miércoles, la Federació d’Associacions per la Llengua Catalana (FOLC) haya realizado un acto de entrega de una carta a «todos los consulados de los territorios de los Países Catalanes» en la que muestran su disconformidad con el informe.

La FOLC señala que el caso de Peri Rossi es «una cuestión de condiciones y perfiles laborales y no un tema de derechos humanos» puesto que no cumplía los «requisitos de perfil laboral, imprescindibles para esta empresa pública del Gobierno catalán», en referencia a la normativa que dice que el objetivo de Catalunya Ràdio es la «normalización lingüística y cultural» así como «difundir y promocionar la lengua catalana».

¡Qué dirá el informe del año 2008 si entra un poco en materia!

CARMEN CHACÓN  OLVIDA BRINDAR POR ESPAÑA EN SU VISITA A AFGANISTÁN
PeriodistaDigital.com

«Os pido que levantéis la copa y brindéis conmigo por su Majestad el Rey». Y ahí ha cortado la frase Carmen Chacón, de visita en Afganistán a las tropas españolas junto al ministro Moratinos. La ministra del «Todos somos Rubianes» ha olvidado brindar por España. ¿Lo ha olvidado o es que de verdad no le sale?

Carmen Chacón no lo dudó un momento. La hoy ministra de Defensa se solidarizó con Rubianes, junto con el resto de la cúpula del PSC y sus juventudes, por los «ataques» que recibió debido a sus frases sobre la «puta España», que «le sudaba la polla por delante y por detrás» y que a ver si nos la metíamos «por el culo a ver si nos explotaba».

Y así pasan las cosas. La ministra de Defensa ha apostado en su discurso por reorientar la estrategia internacional en este país y afirmó que el nuevo Gobierno estadounidense de Barack Obama supone un «motivo para la esperanza». Después de su alocución, ha llegado el brindis. Por el Rey, pero no por España.

Chacón y Moratinos han llegado este martes por sorpresa a la base española de Herat, al oeste de Afganistán, para mostrar el respaldo del Rey, del Gobierno y de la sociedad española a la misión española en este país, en el que España tiene desplegados 778 militares.

Durante las algo más de tres horas que han permanecido en las instalaciones militares, ambos ministros pasaron revista a las tropas, inauguraron una emisora de radio, rindieron homenaje a los fallecidos y entregaron a los soldados cartas navideñas escritas por escolares, además de libros para la biblioteca.

En su discurso a los soldados, la titular de Defensa ha dejado claro que España ha duplicado sus efectivos desde que comenzó en 2001 la presencia en Afganistán y que desde entonces se ha pagado un alto tributo por la seguridad del mundo, en referencia a los 87 militares muertos en Afganistán.

Tras tener un recuerdo especial para los dos últimos fallecidos en el atentado suicida del pasado 9 de noviembre, la ministra ha afirmado que la presencia española en este país es el resultado de un amplio consenso internacional.

Ha admitido que la situación de seguridad se ha deteriorado y ha dicho que es necesario reorientar la estrategia internacional.

En este sentido ha apostado por impulsar la «afganización», exigir más a la autoridades afganas, reforzar las Naciones Unidas y su liderazgo político, una mayor coordinación entre las operaciones Libertad Duradera «liderada por EEUU», y la misión ISAF de Naciones Unidas, así como por aumentar los esfuerzos por evitar las bajas civiles.

«La nueva presidencia norteamericana trae ese cambio de prioridades, porque se va a concentrar el esfuerzo militar donde está la verdadera amenaza», ha afirmado Chacón, quien ha añadido que eso es «motivo para la esperanza».

En su intervención, la ministra ha animado a los soldados a continuar su trabajo y transmitió el afecto, el cariño, el aprecio y el apoyo de la sociedad española, del Rey y del presidente del Gobierno.

Por su parte, Moratinos ha expresado su emoción y satisfacción por las acciones de los españoles desplegados en Afganistán y ha prometido regresar a la base del Equipo de Reconstrucción Provincial de Qala e Naw, donde España realiza su principal misión de cooperación humanitaria.


«DEMOCRACIA» EN ESPAÑA HOY
Ignacio Arsuaga

Querido/a amigo/a:

El domingo por la mañana acudí al establecimiento «Dator», el negocio abortista más importante de toda España. Las personas concentradas, unas cien, nos reunimos, como cada año, con ocasión de la festividad de los Santos Inocentes, para defender el derecho a vivir y, este año, también para expresar nuestro rechazo al proyecto del Gobierno de establecer el aborto libre en España. Y nos sentamos a las puertas del matadero.

No me podía imaginar lo que iba a ver en pocos minutos. La Policía, inopinadamente, pegó un bofetón a uno de los que estaban sentados en primera fila. Al cabo de un rato, un buen número de agentes antidisturbios de la Policía Nacional pegaba puñetazos, tortazos y empujones a los que se encontraban en primera fila.

Una chica fue abofeteada duramente, y tiene el labio partido, simplemente por sentarse a expresar su defensa del derecho a vivir y reclamar apoyo y alternativas para las mujeres embarazadas.

Al Dr. Jesús Poveda, Presidente del Grupo Provida de Madrid, le colocaron boca abajo y dos agentes se pusieron encima suyo para esposarle. A continuación, le colocaron en una esquina, esposado, antes de meterle en una de las furgonetas de la Policía.

Yo estaba, conmocionado, haciendo fotos de todo lo que ocurría. En ese momento, un policía me exigió que dejara de hacer fotos, que sólo podía hacer fotos si era de la prensa. A lo que le respondí que sí, que era de un medio de comunicación (HazteOir.org también es una publicación electrónica). Y seguí haciendo fotos, cuando se me acercaron tres energúmenos vestidos de policías, que agarraron mi cámara y tiraron de ella fuertemente. Y me hicieron daño en la muñeca (tenía la cámara sujeta con un cordón).

En ese momento perdí los nervios. Y me puse a gritar al policía que tenía en frente, que me respondió con un empujón y una amenaza. El momento lo recogió la cámara de TV de EFE y luego lo retransmitió la 1 de TVE.

Consciente de que iba a quedarse con mi cámara si me veía haciendo fotos, tuve que guardarla en mi mochila.

Pero no pudieron evitar que hiciera unas cuantas fotos que reflejan la desproporcionada violencia de la Policía:
http://www.flickr.com/photos/hazteoir/sets/72157611768196752/

De esta forma, la Policía antidisturbios ha vuelto a protagonizar, bajo el mando de la Delegada del Gobierno en Madrid, Soledad Mestre, un nuevo atentado a la libertad de expresión y de manifestación, con una respuesta desproporcionada en un Estado que se dice de Derecho.

Exige la dimisión de Soledad Mestre como Delegada del Gobierno:
http://www.hazteoir.org/node/16220

Un saludo.

Da la sensación de que no se actúa de igual forma en casos como la quema de banderas en Cataluña y País Vasco, la quema de retratos de los Reyes, las manifestaciones de etarras, etc.


 
    Opciones

 Versión Imprimible Versión Imprimible

 Enviar a un Amigo Enviar a un Amigo

Disculpa, los comentarios no están activados para esta noticia.